jueves, 29 de septiembre de 2011

Cuándo y cómo besar a una mujer.

atreverse a besar una mujer y dar un beso a una mujer

Sales de fiesta con los colegas, vais al bar de siempre, veis unas chavalitas que están de buen ver, ellas os miran. De repente te fijas en que una de ellas te mira sólo a ti, le miras y sonríes. Ella se acerca un poquito, le echas 2 cojones y te pones a hablar con ella. La chica resulta ser agradable, pasas un buen rato de risas, notas que te atrae, de repente sientes que conectáis y un pensamiento empieza a rondar tu cabeza, ¿La beso? Dudas, la noche pasa, ella te dice que pronto se tiene que ir, y tú finalmente te rajas sin haberlo intentado y te vas para tu casita. ¿Quién no se ha visto en una de éstas?
Al final de ella sólo te queda un recuerdo y la eterna duda: "De haberme lanzado, ¿Hubiera sido mía?"


Todas las noches presencio decenas de estos casos, me fijo en el lenguaje corporal de ambos, la chica quiere, el chico no tiene huevos y los dos solitos para casa. ¿Cómo podemos cambiar esta situación?

Antes de entrar a hablar en profundidad de este tema, hay una cosa que debéis saber. Las mujeres, salvo que sean unas golfas de mucho cuidado, están diseñadas para no lanzarse jamás a los chicos que les atraen.
Normalmente, cuando a ellas les atrae mucho un chaval que acaban de conocer, éste les produce respeto, y al sentir ese respeto están nerviosas, inseguras, tensas. Pueden mandar señales, intentar agradar, "ponértelo a huevo" que se suele decir. Unas tienen más arte insinuándose y otras menos, pero que te conozcan esa misma noche y se lancen ellas, aunque haya alcohol por medio, es algo que sucede pocas veces.

Partiendo de esta base asume que vas a tener que ser tú el que se mueva: Si quieres comer carne de calidad, te tienes que preparar el guiso.

viernes, 16 de septiembre de 2011

El triunfo de lo sutil

sutil ligando con mujeres


Quizás esta entrada sea bastante obvia para la gente que ya tiene cierto rodaje, pero a muchos de los que se están iniciando en este momento en el mundo de la seducción les ayudará. A mí me hubiera venido muy bien leer algo como esto cuando empezaba a tener mis primeras experiencias.

Lo de hoy será muy breve, así que espero que os lo grabéis a fuego. La cuestión es la siguiente: Cuando conozcas a una tía, por mucho que sientas que le atraes y quieras llevártela a la cama, nunca le digas explícitamente - y menos sin haberte liado con ella - lo que le quieres hacer, tampoco lo mucho que te gusta.

Da igual que una mujer se sienta atraída por ti, verbalizando sus deseos destruyes la magia.

Está claro que hay casos en los que puedes triunfar igualmente, y también existen excepciones, por ejemplo las situaciones en las que la chica está ya muy excitada, tenéis intimidad y el juego va a derivar en mambo sí o sí. Pero la norma general es... deja que las cosas surjan poco a poco, haz que parezca que todo ocurre de manera impredecible y espontánea.

Entradas populares